lunes, 28 de septiembre de 2020

TELETRABAJO: LAS CARTAS DE AYESA AT SOBRE LA MESA

Como sabes, el pasado 23 de septiembre se publicó en el BOE el Real Decreto-ley 28/2020, de 22 de septiembre de trabajo a distancia. Los movimientos de la Empresa no se hicieron esperar, y el 24 de septiembre tuvimos la primera muestra: una curiosa desconvocatoria del ciberpleno del Comité de Empresa, haciendo correr el rumor –radio macuto llevado a cabo por los esbirros de la empresa– de que se ampliarán las jornadas presenciales a la plantilla y lanzando a su candidatura amarilla por excelencia, UGT, abriendo expectativas de una posible negociación donde todas las cartas de la Empresa ya están marcadas, y no desde ahora, sino desde el 7 de mayo.

Lo que es evidente que, tras el comunicado titulado "Fe de erratas *** UGT defiende el TELETRABAJO 100% en una reunión con RRHH" remitido por UGT el pasado 24 de septiembre, día frenético para la empresa que se refleja en las maniobras de UGT, que es su marioneta, la Empresa quiere reeditar una especie de pasteleo –"mesacamilleo"– del Plan de Igualdad con sus esbirros, a puerta cerrada a poder ser, para abortar la negociación colectiva de manera limpia y transparente (suciedad va a ver por toneladas) y dejar listo el modelo de teletrabajo que ella considere imponer y, empleando fundamentalmente a UGT, y si fuera necesario a CCOO, para tratar de evitar cualquier resquicio que los trabajadores tengamos para poder introducir nuestras medidas y salvaguardar nuestros derechos. Nuevamente volvemos a la hora de la simulación –se simulará una negociación que terminará en la imposición blanqueada por los esbirros amarillos de la Dirección–. Y es que una de las consecuencias del sindicalismo amarillo es que la Empresa no tiene freno alguno y los trabajadores entregan sus instrumentos de organización y defensa de sus intereses a la Dirección de la Empresa. He ahí la importancia de que los trabajadores no apoyen a los sindicatos amarillos, pues en realidad lo que están apoyando es que la Dirección de la Empresa los machaque sin miramiento alguno, como se ha visto con el Plan de Igualdad.

Respecto de la situación del teletrabajo, desde CSC hemos de señalar lo siguiente:

  1. Desde que estalló la pandemia en Europa y, fundamentalmente, desde que se decreta el estado de alarma en el Estado a mediados de marzo de 2020, se introduce como un elemento central en el debate de las relaciones del trabajo la necesidad de que el Gobierno regule mediante una ley el trabajo a distancia, el teletrabajo. De hecho, los sindicatos financiados por el Estado, el Primero de Mayo, lucían esta reivindicación de una ley para el teletrabajo como esencial.

  2. El pasado 7 de mayo la Dirección de AYESA –representada por Germán del Real y el Responsable de Relaciones Laborales del Grupo AYESA– se reunían con la representación legal y sindical existente en AYESA AT para trasladarnos su intención de implantar el modelo de teletrabajo denominado SMART JOB. La posición de AYESA era que se trataba de un cambio en el modelo organizativo y que, por tanto, no iba a abrir un proceso de negociación con los trabajadores. En dicha reunión únicamente se confrontó a la Dirección de AYESA la sección sindical de CSC, callando el resto. Desde CSC fuimos claros desde un principio, estábamos ante un cambio de modelo productivo por parte de la Empresa y ello exigía que éste únicamente pudiera realizarse mediante la negociación colectiva y que desde CSC iríamos frontalmente en contra de cualquier acción de la Dirección de AYESA AT que menoscabara los derechos de los trabajadores.

  3. El relato de la Empresa –que será el que reiteren sus sindicatos amarillos– ya lo dio Germán del Real el pasado día 7 de mayo: "CSC está en contra del teletrabajo porque estáis en contra de todo". La táctica göebbeliana de la reiteración de una mentira que persistentemente llevan empleando la Dirección de AYESA AT y sus esbirros amarillos de UGT y CCOO –ejerciendo de altavoces de RRHH– contra CSC durante todo este tiempo.

  4. Durante este tiempo la Empresa no ha aplicado el SMART JOB, sabiendo que CSC demandaría inmediatamente después de la imposición unilateral de dicho modelo. Sin embargo, la Empresa sí ha impuesto y aplicado unilateralmente –y con el informe negativo de CSC– el Hot Desk o método de sillas calientes, el cual está impugnado por CSC judicialmente ante la Audiencia Nacional, estando señalado el juicio para el próximo día 12 de enero.

  5. Tanto UGT como CCOO están, en la práctica, de acuerdo con la imposición unilateral de la Empresa del SMART JOB y, consecuentemente, con el modelo Hot Desk, aunque después a los trabajadores os den otros mensajes y os engañen. El pasado 12 de mayo hicieron un cibercomité ilegal –impugnado por CSC– en el que, en comunicado enviado por Miguel Marín Rodríguez desde la cuenta de correo electrónico del Comité de Empresa de Sevilla el pasado 14 de mayo os decían:

    Imagen

    Casi cinco meses después nos preguntamos, ¿dónde está esa demanda? ¿Para cuando el juicio? El 35% de los delegados del Comité de Empresa –todos los que nos presentamos por CSC– hemos pedido información sobre dicha demanda al Presidente del Comité, pues el Comité es un órgano colegiado y nosotros también seríamos denunciantes, el cual ha dado la callada por respuesta. La única verdad aquí es que únicamente CSC ha impugnado judicialmente el modelo Hot Desk estando señalado el juicio para el próximo 12 de enero.

  6. El pasado 23 de septiembre de 2020 se publicó en el BOE el Real Decreto-ley 28/2020, de 22 de septiembre de trabajo a distancia, el cual fuerza a la Empresa a la negociación colectiva con la representación unitaria o la representación sindical de los trabajadores para establecer el marco del trabajo a distancia o teletrabajo. Aspectos como, por ejemplo, que la Empresa daría y quitaría el teletrabajo como le viniera en gana se le cae a la Empresa, salvo que unos sindicatos traidores simulen una negociación y le otorguen esa baza u otras a la Empresa.

  7. La Empresa el pasado 24 de septiembre mueve pieza. Por un lado, a través de su manijero –el Presidente del Comité de Empresa Miguel Marín Rodríguez– desconvoca el cibercomité ilegal que convocó –para pasarlo al día siguiente, saltándose nuevamente el Reglamento– y dicen tener una reunión con su sindicato amarillo por excelencia –UGT–, donde la Empresa abona el terreno para la nueva agresión a la plantilla en forma de simulación de una posibilidad de negociación –según traslada a la plantilla bajo la máscara de la Sección Sindical de UGT en su comunicado de 24 de septiembre–. Sin duda, y por lo que se deduce del comunicado del 24 de septiembre remitido por UGT queda claro que el Comité de Empresa y la Representación unitaria de los trabajadores no sólo es testimonial, sino que UGT la niega al optar por apartar al Comité de esa acción sindical y asumirla ellos unilateralmente. ¡Estos eran los que venían a rescatar al Comité!

    Vemos a UGT muy preocupada ahora por la salud de la plantilla. Hace poco más de un mes nos llamaban "alarmistas" y confabulaban con sus amos de RRHH para tratar de expedientarnos a los delegados de CSC por denunciar lo que está pasando: un brote de COVID-19 en ALIA. Recordad y releed nuestros comunicados de las semanas del 10 y del 17 de agosto. Esa preocupación que manifiestan ahora era despreocupación en mayo cuando hacían palmas con las orejas a la Empresa y pasaban olímpicamente de negociar un plan de desescalada para forzar a la Empresa a cumplir la ley. Hemos de recordar que únicamente CSC presentó un plan de desescalada y exigió a la Empresa la negociación con la Representación Legal de los Trabajadores, algo que ni hizo UGT ni exigió el Comité de Empresa manejado a su antojo por la Dirección de la Empresa.

  8. Sin embargo, el comunicado de la sección sindical de UGT ha certificado varias cosas:

    1. La defunción del Comité de Empresa de Sevilla y que la Sección Sindical de UGT es esencial, y el instrumento, para que la Empresa pueda vulnerar los derechos colectivos de los trabajadores y escamotear la negociación colectiva y proseguir lo que llamamos la era de la simulación, simulemos que negociamos cuando no hay tal negociación, sino genuflexión de sus marionetas e imposición de la empresa, como se deduce del párrafo siguiente:

      Imagen

      La Empresa tiene más que estudiado el Real Decreto-ley, por ello ese movimiento, al igual que sacar radio macuto haciendo correr el rumor de que la Empresa iba a hacer que solo se teletrabajase 1 día a la semana. La táctica es clara:

      1. La empresa crea el pensamiento colectivo, y el temor entre la plantilla, de que se tendrá que trabajar presencialmente 4 días a la semana.

      2. El instrumento sindical fundamental de RRHH, la Sección Sindical de UGT dice demandar "Teletrabajo al 100% como medida óptima para evitar contagios" o "en última instancia, aumentar la ratio de días en Teletrabajo", para que, finalmente, quede en la posición de partida de la Empresa: teletrabajar tres días y trabajar presencialmente dos, pero bajo las condiciones que la Dirección de la Empresa quiera. Y esas condiciones son la materia que el Real Decreto-ley fuerza a la Empresa a negociar, como, por ejemplo, las condiciones de reversibilidad del teletrabajo, los criterios de preferencia en el acceso a esta modalidad, los distintos derechos de contenido económico asociados al teletrabajo (retribución de la empresa de los costes del teletrabajo), los porcentajes de teletrabajo, forma de la prestación y la organización, etcétera.

        En definitiva, se simula una negociación donde las cartas están marcadas de antemano: se imponen las condiciones previstas por la Empresa en mayo, tamizadas para que cumpla el Real Decreto-ley (que fuerza a la empresa a ofrecer a todos los trabajadores el mismo marco de teletrabajo, cosa que en principio la Empresa no contemplaba), donde UGT tragará con lo que diga la Empresa –al igual que hizo con el Plan de Igualdad–, pues esa es su razón de ser, garantizándose la Empresa el peor marco posible de teletrabajo para la plantilla.

      3. La Empresa ha apostado por el SMART JOB como fórmula para reducir gastos –tanto en espacio, instrumentos de trabajo e insumos–, luego es la Empresa la primera que no está interesada en que vengas a trabajar presencialmente 4 días a la semana. Lo que la Empresa quiere es reducir los gastos del teletrabajo y, para ello, tirará de sus sindicatos amarillos, fundamentalmente de UGT.

    2. Mencionábamos antes al Plan de Igualdad. UGT señala lo siguiente:

      Imagen

      Desde CSC siempre hemos defendido durante años la eliminación de la jornada partida, tanto en los calendarios laborales como en el Plan de Desescalada que presentamos en mayo. UGT nunca ha estado, ni ha defendido esta posición, sino que manifestó su posición en el Plan de Igualdad firmando la jornada partida (presencia obligatoria de 9:30 a 14 horas y de 16 a 18 horas):

      Imagen

      Medida que defendían, por ejemplo, en el comunicado que UGT os remitió el pasado 29 de marzo de 2019 titulado "Mejoras en el horario | PLAN DE IGUALDAD", donde os metían dibujitos y mensajes como el que te adjuntamos a continuación:

      Imagen

      Imagen

      Esto es el sindicalismo amarillo. Esto es UGT: dicen reivindicar una cosa pero después firman lo que les ordenan sus jefes de la Dirección de AYESA AT, que para eso hacen las candidaturas amarillas.

      También queremos fijarnos cuando la Sección Sindical de UGT señala, con respecto del Plan de Igualdad, lo siguiente:

      Imagen

      Sin duda certifican que el Plan de Igualdad fue una traición mayúscula contra los trabajadores. Una traición que sirve para que la Empresa no cumpla en materia de igualdad –jamás ha cumplido, por otro lado–, pero para que tenga suscrito un Plan con los representantes de los trabajadores señalando que cumple y que lo ha acordado con los trabajadores cuando no ha sido así. Hemos de recordar que CSC consiguió tumbar la imposición unilateral de un Plan de Igualdad en AYESA AT –en 2015– apoyada esa imposición unilateral de manera expresa por CCOO y de manera soterrada por UGT. CSC sentó las bases durante 3 años de lucha para una negociación de un plan de igualdad de igual a igual, de avance para la plantilla. Trabajo tirado por tierra por los sindicatos amarillos de AYESA AT y el triunfo del pucherazo de la Dirección en 2018.

      Compañero/a, quédate con la copla porque el procedimiento en el que te van a traicionar y engañar ahora promete ser el mismo, si no se anticipan estos sindicatos traidores en la negociación del Convenio Sectorial.

  9. No queremos concluir esta comunicación sin fijarnos en la manida huelga indefinida de la que habla la Sección Sindical de UGT. Una de las características del oportunismo –que no es otra cosa que la anteposición de los intereses particulares a los intereses de la clase trabajadora– es la desvergüenza ilimitada, el parasitismo y el engaño. Señalan con respecto de la huelga lo siguiente:

    Imagen

    Ante ello debemos señalarle a UGT que, si es cierto el dato que proporciona la empresa de 179 jornadas de huelga –cosa que nosotros ponemos en cuestión–, de acuerdo con los documentos de Relación Nominal de Trabajadores (RNT) de esos meses de liquidación con la Seguridad Social, los delegados de UGT (12 delegados en el Comité más sus dos delegados LOLS) solamente han realizado 4 jornadas de huelga en ese periodo de mayo, junio y julio. Además, en conjunto, esos trabajadores han percibido 204,53 euros más de lo que por su salario conjunto debieran haber percibido en mayo de 2020, 1.185,34 euros más en junio de 2020 y 730,16 euros en el mes de julio de 2020. Es decir, en esos casi tres meses de huelga indefinida los convocantes de UGT han percibido, en conjunto, 2.120,03 euros más de lo que por sus salarios deberían haber percibido. ¿Por qué? Lo desconocemos, pero lo que no nos cabe la menor duda es que no puede ser por hacer huelga. ¡ASÍ CUALQUIERA CONVOCA UNA HUELGA INDEFINIDA! Este es el rostro de una huelga promocionada por la Dirección de AYESA AT.

    Entre el 18 de mayo y el 17 de julio la CSC convocó una huelga que se prorrogaba semana a semana en todos los centros de trabajo y de la que, a diferencia de la de UGT, habéis tenido plena información de ella en todo momento. Gran parte de las jornadas de las que señala UGT –y que nosotros ponemos en cuestión– por boca de la Empresa no deben apuntárselas los delegados de UGT –que hemos visto que lejos de perder dinero en esos meses han percibido más de lo que les hubiera correspondido de no haber hecho ninguna jornada de huelga–, sino que corresponden a compañeros/as que han hecho nuestra huelga, empezando por nuestros delegados unitarios y sindicales –11 en total– los cuales, en conjunto de los dos meses de nuestra huelga hemos visto nuestras nóminas menguadas en estos dos meses en 5.481,98 euros. La línea de la honradez y la honestidad está ahí: mientras los delegados de CSC hacen huelga y vemos nuestras remuneraciones menguar en conjunto estos dos meses 5.481,98 euros, los delegados de UGT llevan la huelga indefinida en sus labios pero no la secundan y, además, cobran 2.120,03 euros más en conjunto en esos dos meses y medio. Mientras los delegados de CSC hemos hecho huelga cuando nos ha correspondido, ¿qué han hecho el conjunto de delegados de UGT para cobrar 2.120,03 euros más? ¡Es inaudito y la desvergüenza es ilimitada!

Esto es lo que está aconteciendo. Seguiremos informándote.

¡Fortalece el sindicalismo de clase, afíliate a la Coordinadora Sindical de Clase (C.S.C.)!

 

¡FORTALECE LA ORGANIZACIÓN DE LOS TRABAJADORES, AFÍLIATE A CSC!

¡NO a los abusos laborales!

¡NO a los retrocesos laborales!

¡NO a la represión sindical!

SECCIÓN SINDICAL DE C.S.C. EN AYESA AT


0 comentarios:

Publicar un comentario

 

CSC

FSM

Enlaces de interés

XVII Convenio Consultoría (2017-19)
Estatuto de los trabajadores

CSC Everis
CSC Sevilla
Coordinadora Sindical de Clase
Federación Sindical Mundial
Tus Permisos Asamblea TIC

Copyright © Sección Sindical de la CSC en Ayesa AT Design by BTDesigner | Blogger Theme by BTDesigner | Powered by Blogger